lunes, 30 de marzo de 2015

El mito español del PER

Desde Navidad quería escribir un artículo sobre el PER, y ahora que de nuevo me encuentro en Andalucía, llevo unos días concluyendo que lo peor del mito del PER no es que de Despeñaperros hacia arriba (que ya sabemos cómo piensan de nosotros) se nos califique continuamente a los andaluces como "mendigos", como "subsidiados", como "lastre de España" y en definitiva como "vagos que prefieren cobrar el PER antes que trabajar". Lo peor, lo triste, lo que hace perder toda esperanza en el futuro de esta pisoteada tierra es que hay andaluces que repiten este mantra español a pies juntillas y lo defienden con uñas y dientes como si la vida les fuera en ello, aunque les expliques que el PER (ahora llamado PROFEA) se aplica en ocho comunidades autónomas (no solo en Andalucía) entre las que se encuentran las dos Castillas y Aragón, y aunque les expliques el Estado Español gasta en el PER solo el 2% del gasto total en desempleo (700 millones frente 32.600 millones de euros anuales).

Resulta descorazonador la alegría con la que te dicen "Si el marido cobra sus 400 y pico euros de PER, y la mujer también, más cuatro chapuzas que hagan en negro, pues aunque tengan uno o dos chiquillos, ya pueden ir tirando". Esto obviamente lo dice quien nunca ha tenido que sobrevivir con 800 euros (+chapuzas en negro) para alimentar cuatro bocas. Si tenemos en cuenta que quienes perciben el PER deben pagar 86,70 euros mensuales como sello agrario (como el sello de autónomo del campo, para entendernos) la grandiosa cantidad de 10.000 euros que un matrimonio podría ganar al cabo del año, se ve reducida a poco mas de 8.000 euros. Muchas "chapuzas en negro" tienen que buscar, porque tal cantidad no es ni mucho menos un auténtico dineral con el que los cuatro de la familia puedan vivir un año a cuerpo de rey como quieren hacernos ver los señoritos burgueses. Y menos ahora que en Andalucía no hay trabajo ni en negro.


Pero bueno, sigamos los andaluces desde nuestra ruina haciendo el juego a los que desde el imperio, en vez de mirar la viga en el ojo propio, y en vez de denunciar que los auténticamente subsidiados son los ricos terratenientes que reciben ayudas europeas por tener tierras sin cultivar, prefieren calificarnos como gandules que lastramos el progreso de España. Que nos va a ir muy bien por este camino.



Más información:

- Los mitos del PER se derrumban.
http://ccaa.elpais.com/ccaa/2013/04/21/andalucia/1366563501_930725.html

- Ni vagos ni pedigüeños.
http://www.publico.es/espana/ni-vagos-ni-pedigueenos.html

- Aguirre resucita el discurso contra el PER.
http://elpais.com/diario/2010/03/24/andalucia/1269386528_850215.html

- Alber Rivera dice que va a enseñar a pescar en Andalucía, "no a repartir pescado".
http://www.eldiario.es/andalucia/eleccionesandalucia2015/Albert-Rivera-Andalucia-repartir-pescado_0_356614532.html












No hay comentarios:

Publicar un comentario